De cuando te mueres de ganas por ver a tus cuñados

No, hoy no tengo mucho que contar.

Ni siquiera la receta de éste fabuloso bizcocho.2016-09-17-12Hay días que te despiertas y sabes que todo irá mal.

Hay otros días en los que simplemente no tienes ganas de hacer nada que no sea ponerte un pijama gordito y acurrucarte bajo las sábanas mientras lanzas sarcasmos por las redes sociales y sacas tu peor humor negro.

Hoy es uno de ésos días y tengo mucho que hacer, pero no puedo dejar de no hacerlo… paradojas de la vida.

Dentro de unas horas seré tia abuela… y bueno, éso.

Toca reunión familiar.

Bien.

Zootrópolis: Intentarlo todo

Ésta semana lo he intentado todo para no resfriarme, estar activa y… bueno, no lo he conseguido demasiado. Al menos no ha sido de mis semanas más terribles, y como aún no ha terminadao, vamos a por un fin de semana en el que no vamos a parar.

Si la semana pasada os compartía un tema de la Shakira de hace unos años (Inevitable, uno de mis favoritos), hoy vuelvo a mi reciente obsesión cinéfila para todos los públicos para escribir sobre la película que ha triunfado ésta semana en casa, con el tema principal interpretado por Gazelle Shakira:

poster_zootropolis_7822b704

Shakira – Try Everything

Zootrópolis es una película de animación con tintes policíacos que nos enseña una Utopía dónde los mamíferos conviven unos con otros habiendo dejado de lado las divisiones entre depredadores y presas. Ideal para ver con los peques de la casa.

SrtaDíaz y yo la vimos en dos partes, disfrutando de los detalles de una metrópoli moderna y progresista en la que, a pesar de todo, los grandes tienen el poder y los pequeños ansían tenerlo.

Y la canción es pegadiza, así que nosotras ya tenemos tema para bailar éste fin de semana y sudar los virus… ¡hay que intentarlo todo para no caer en los virus de guardería!

Guardar

SrtaDíaz: Vuelta al cole.

Aunque yo lo llamo guardería por las redes sociales, y juntas siempre decimos que vamos al cole, SrtaDíaz está yendo a una escuela pública por las mañanas con otros tantos niños de la franja de edad de 2 a 3 años. El periodo de adaptación ha sido cortito porque en apenas una semana han ido ampliando el horario hasta que han completado las casi cuatro horas que pasarán ahí hasta fin de curso. En realidad eran los mismos niños que el año pasado (salvo dos nuevos amigos) y con la misma señorita, aunque en un aula más grande.

El primer día fue muy bien, solo dos horas. Ella ha reconoció el lugar (también del campamento de verano) y entró sola a clase. Estaba muy contenta porque iba a ver a sus amigos. Al ver a los otros niños sentados (no hemos sido demasiado puntuales éstos días) se quedó un poco parada, pero enseguida a buscó su sitio y se ha quedó tan tranquila.

vueltaalcole.jpg

Lo que hemos tenido que preparar ha sido prácticamente lo mismo que el año pasado, salvo los pañales y las toallitas ¡Qué ya no usamos!

sraflecharosa15  Cojín para las asambleas

sraflecharosa15  Vaso o taza para la hora del almuerzo

sraflecharosa15 Mochila con el cambio de ropa (un par de pantalones, calcetines, camisetas y unas deportivas)

sraflecharosa15 Fotos de carnet, porque en las del año pasado tenía cara de bebé

sraflecharosa15 Una foto de éste verano en la que saliese ella muy feliz.

El resto de los días sin mayor problema. Vamos todo el camino cantando, llevamos cada día un muñeco para enseñar a los amigos y se queda allí tan feliz con ellos. Al recogerla me da una vuelta por el aula y me cuenta lo que ha hecho. Siempre nos tenemos que quedar un rato jugando en el patio porque nunca se quiere marchar ¡imaginad!

La famosa #OperaciónPañal va viento en popa porque no tenemos prisa, pero allí en la guardería hemos mejorado bastante. De verse unos a otros jugando en los mini váter que tienen no sabéis qué cambio. Ya os contaré.

¡Que contenta estoy!

Signos de ovulación

Como parte de mi entrenamiento para conocerme mejor (y que está consistiendo principalmente en mi diagrama lunar y unos test de ovulación), he notado en mi éstos cambios cuando estoy ovulando. Espero que os ayuden, tanto si estáis buscando un bebé como si lo que queréis es el empoderamiento femenino que tan en pro está ahora mismo.

sraflechaverde15 Olfato más sensible. Todo parece tener mayor intensidad olfativa, y lo que es peor: La mayoría de los olores me molestan.

sraflechaverde15El moco cervical cambia: Unos días antes es más brillante, luego elástico y transparente (la famosa clara de huevo).

sraflechaverde15 Me siento más guapa. A pesar de que el resto de los síntomas no acompañen, me veo la piel de la cara más bonita, los ojos más brillantes. Casi podría decir que me noto más sexy.

sraflechaverde15Pechos más sensibles el día antes y un par de días después, lo que me produce unas ganas locas de andar por la vida sin sujetador. Peligroso si es verano, tienes vecinos y un bebé tragón pululando cerca.

sraflechaverde15Náuseas. Me duran tres días, dos días antes, y el día del positivo en los test. Me siento mareada, sin fuerzas, con ganas de vomitar. Ésto me viene ocurriendo unos meses, y sí, tengo que mirármelo porque cada vez es más llamativo.

sraflechaverde15Dolor abdominal. No es continuo, a veces es malestar, a veces son pinchazos. Es como si el óvulo gritara: ¡Eh, qué salgo!

sraflechaverde15Retención de líquidos. Me noto más hinchada en la zona abdominal.

¡Menudo cuadro!

Pero sé que hay otros cambios que yo no noto y que predicen la ovulación, así que aprobecho y os los cuento.:

sraflecharosa15La saliva cambia. Necesitaría un microscópio para intentar el Test del helecho.

sraflecharosa15Aumento de la temperatura corporal. Tras ovular la temperatura aumenta, y registrar la temperatura basal durante unos meses en una gráfica puede ayudarnos a identificar ése momento.

sraflecharosa15Posición del cérvix. Alto y blando. No tengo ningún interés en comprobarlo, con los síntomas que ya tengo me vale.

sraflecharosa15Cambios de humor. ¿Cambios de humor yo? Naaaaah. Bueno. Quizá podría decir que sí. Bueno, no. Bueno… Ésto mejor se lo preguntaré al SrDíaz que es quien los sufre.

¿Tenéis vosotras alguno de éstos síntomas o soy un poquito rara e hipocondríaca?

Guardar

Una confesión, es inevitable

Empecé éste blog hace algunos años. Ya tenía otro, en el que escribía cuentos y desahogaba mi día a día, pero pensé que necesitaba un poco de privacidad… ¡y qué curioso! Ése blog a penas lo conoce nadie y éste, bueno, éste ya lo siguen algunos conocidos y algunas de mis chicas favoritas, aunque no me comenten ni lo mencionen mucho.

¿La culpa? Pues de una misma que es torpe en las redes sociales y del teléfono que es un chivato y comparte donde no tiene que compartir. Éso hace que últimamente me de un poco corte escribir, porque no es lo mismo tener al otro lado a millones de desconocidos que a tu vecina de enfrente, por ejemplo. Que a ella se lo cuentas con cariño, pero si tu cuñada se entera de algunas cosas… bueno, mejor no sigo por aquí.

pluma

Éste blog empezó siendo de auto ayuda, para motivarme a tener una vida sana, hacer ejercicio y ser una #curvy anónima pero feliz. Luego llegó a mi ansia de maternidad, más tarde una niña y aquí estoy, igual que antes: gordita e intentando motivarme por hacer deporte pero sin conseguirlo. Las mismas ansiedades pero menos miedos. Más arrugas y cicatrices, pero siempre tratando de superar los malos ratos para que incluso en la foto más oscura salga un pequeño brillito.

Entre mis horas me nominó al Blogger Recognition Award y me ha recordado que estoy empezando una nueva etapa. Soy la misma, pero voy a tratar de ver más lo positivo, de avanzar y mejorar cada día. Voy a empezar de nuevo (¡Dichosos propósitos de año nuevo!).

No voy a seguir las normas del premio, que podéis ver en su blog. Le agradezco mucho la nominación (Siempre es maravilloso que se acuerden de una) pero no tengo nada que aconsejar a nuev@s bloggers porque tod@s ya saben más que yo… sólo quería que me conociérais un poquito más los que seguís por aquí pese a todo y los que vais llegando nuevos.

Si es cuestión de confesar… y ya que volvemos unos añitos atrás, os dejo una canción que siempre me ha puesto tierna melancólica, y que he cantado millones de veces con mi propia guitarra. A veces extraño a la Shakira de ésos años, tal y como me extraño a mi misma aunque os repita mil veces que sigo igual.

Inevitable – Shakira

Guardar

Guardar

La barriga y el babyboom.

No lo puedo creer. A veces me muero de ganas por tener un segundo bebé.

bird-2

SÍ.

A pesar de las molestias del embarazo, a pesar del dolor terrible del parto, de las noches en vela, las cacas apestosas y las rabietas.

Éste verano la vida y tanto amigas como conocidas, me han bombardeado con un montón de sorpresas de  mamás que volverían a serlo, nuevas mamás e incluso futuras trimadres. Tanta tripita feliz me ha bajado las defensas: los bombos se contagian de unas a otras, la cosa se extiende… hormonas, florecillas, mariposas.

No lo puedo creer. Estoy loca: Yo también quiero.

Quiero y a la vez no quiero, no sé si me entendéis… estoy muy feliz con la familia tal y como es ahora y me dan mucho miedo los cambios, pero tengo claro que ser hija única no mola nada, ni para lo bueno ni para lo malo.

Luego están los pocos recursos económicos, los miedos, el ¿seré capaz? y las dudas vuelven de nuevo. Un día quiero, otro día me asusta la idea. Si siempre he sido una indecisa con patas, ahora ni os cuento. Quizá debería hacer un listado de pros y contras. No sé…

¿Abrimos la temporada de caza?