De frases memorables.

Srta Díaz habla poco, pero lo suyo son sentencias.

Creo que no os conté que allá por Enero dijo su primera frase de lorito, pero en un contexto totalmente aplicable. Paseábamos por el parque y al pasar por delante de la fuente le dije: “Mira nena, el agua.” y me respondió: “agua no, teta.” Supongo que mi niña tiene claro lo que para ella es una prioridad.

Desde entonces ha hablado muy poco. Son las suyas frases cortas, muy de vez en cuando y casi siempre cuando estamos solas, porque además de ser una niña de pocas palabras es tan tímida como mamá.

Recuerdo con ternura sus primeras frases, porque sé que en unos meses me dolerá la cabeza cuando al fin descubra que lo suyo es darle al palique y contarlo todo.

Vamo a paque. No necesita traducción. Le encanta que vayamos al parque.

Anando, con patas. Como los animales de sus cuentos tienen patas, ahora que ella quiere ir andando por la calle, me dice que con patas. Y las mueve. Sabe perfectamente que son pies, pero lo dice así…

Pisa chaco. Pisar charcos. Lo dice y hace el gesto, por si acaso no la entendemos.

Mama pinta mano. En la guarde dibujan, pintan… y a veces se mancha. Me lo enseña.

Mama ven. Ésta a veces mola, pero quita es bastante más frecuente últimamente, y ya no me gusta tanto.

Tetita de mami. También de sus primeras frases. Acompañada de un suspiro de amor.

285HAhora resulta que los animales le dan miedo. Cuando ve uno, le encanta, lo persigue, pero en cuanto el pobre animal se gira hacia ella, lo espanta con su frase top: Vete gato. Ocurra. Ocurra va acompañado de un dedito acusador. Lo confieso, lo a copiado de mi, es un Ni se te ocurra.

Le encantan las palabras difíciles. Cada día repite una. Ayer fue zanahoria, hoy es ternura.

Como os digo, no habla mucho. Otros compañeros de la guardería hablan ya por los codos y ésta niña no suelta prenda pero yo lo veo normal, después de todo a mi tampoco me gusta mucho hablar. El problema viene cuando la familia viene a vernos, insiste, presiona. Hay algún conocido autista y con retrasos en el habla.  Se preocupan. Cuando llevan un tiempo con ella se relaja, se suelta un poco y dice algo. Entonces piensan que es un poco vaga. Quizá… leeré sobre el tema y os contaré más.

De momento os cuento, la última de SrtaDíaz. Está haciendo algo que no debe. Su padre la mira serio, ella se sienta muy formal y sentencia: Papá, vale. Según SrDíaz es también culpa mía y tiene razón. Cuando hacía algo mal y él la regañaba, ella se ponía histérica y lloraba. Yo que soy una blanda le decía, papá vale, no la regañes, que ya lo sabe y no lo va a hacer más.  Y ahí está.

5 thoughts on “De frases memorables.

  1. Ohh, qué lorito! Cuánta ternura!!

    El pipiolillo está empezando ahora a repetir toooodo como un loro, pero nada tan elaborado como lo de Srta Díaz.

    Feliz día!

Un comentario tuyo me haría muy feliz.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s